Por Carlos González Arizmendi – cgonzalez@enelcoche.com

La Ciudad de México y ahora, generalizada en varios estados de la República Mexicana, están imponiendo la verificación vehicular obligatoria. Muchos autos de años recientes como el Chevrolet Aveo, Nissan Versa y otros más, se topan con que aunque tengan motores en óptimas condiciones, las emisiones de óxido de nitrógeno (NOX), les impiden obtener el engomado “0” que les permite circular todos los días.

Haciendo una investigación, descubrimos que el hidrógeno ayuda enormemente a la disminución de gases con efecto invernadero, sumado a que, al igual que como se remueve el colesterol en nuestras venas, el hidrógeno inyectado a través del múltiple de admisión, limpia las arterias de nuestro coche y el convertidor catálítico; al realizar este proceso previo a la afinación, la verificación ya no representará un problema.

Me di a la tarea de ir a revisar una máquina de una empresa llamada Clean Drive, que entre otras cosas, tiene unas máquinas muy interesantes con tecnología de punta importadas de Europa, como el inflado de las llantas con nitrógeno o bien la limpieza de las impurezas ambientales al interior con ozono, que alargarán la vida útil de nuestro coche.

Regresando al hidrógeno, tomé un video con mi teléfono en donde, mediante un analizador de gases, revisé de primera mano si esto funcionaba o no en un  coche cualquiera recién llegado al taller. Ustedes perdonarán el audio pero había mucho ruido en el ambiente. Al ver el análisis de los gases emitidos por el escape, me percaté de lo bien que trabajó el coche posterior a este servicio y de cómo, mediante un proceso sencillo, sin desarmar el coche, y casi casi sustituyendo la afinación, el coche quedaba en óptimas condiciones para pasar la verificación.

Les comparto el video para que ustedes juzguen por sí mismos. El video dura seis minutos pero vale la pena verlo. Está explicado por el dueño del taller mecánico.

El proceso en total duró aproximadamente una hora y la máquina con la que se hace se conecta a la corriente eléctrica normal. Se presionan dos botones y listo.

La inversión para aplicar esta descarbonización con hidrógeno oscila entre los 800 y 1200 pesos (precio público) y tiene una duración óptima de aproximadamente seis a ocho meses.

Con este simple procedimiento, pasar la verificación ya no será un dolor de cabeza.

Mayor información en: http://cleandrive.mx/descarbonizacion-con-hidrogeno/

Aquí les dejo el video: